Lugares sagrados en Tolimán, Querétaro.

Fundado en 1532, Tolimán es un municipio de paisaje montañoso, surcado por la colosal Sierra Gorda. Ubicado en el semidesierto queretano es cuna de grandes culturas como la otomí y la chichimeca, su nombre se deriva del náhuatl Tolimani que significa lugar donde se recoge el tule.

Querétaro es el único estado de la República Mexicana, junto con el Distrito Federal, que cuenta con cuatro Patrimonios de la Humanidad declarados por la Unesco: el Centro Histórico de Santiago de Querétaro, las cinco misiones franciscanas de la Sierra Gorda, el Camino Real de Tierra Adentro y ahora los lugares de memoria y tradiciones vivas de los otomí-chichimecas de Tolimán se suman a la lista como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad.

La Unesco define un Patrimonio Inmaterial como una zona o lugar que, sin perder sus cualidades naturales, ha sido influenciado de forma positiva por el ser humano, no necesariamente de manera tangible, sino más bien de forma simbólica.

El nombramiento hecho a Tolimán, Querétaro, como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad comprende todos los lugares sagrados de los indígenas otomíes-chichimecas; estos son representados por el semidesierto queretano, las capillas oratorio familiares, las festividades, las rutas de peregrinaje, la Peña de Bernal y la memoria indígena en sí.

Toliman 1

El pueblo otomí-chichimeca celebra todas las festividades tradicionalmente mestizas; el Día de Muertos, por ejemplo, todas las capillas visten de vivos colores y se hacen rituales ancestrales. Además, tienen sus propias celebraciones y simbolismos, como las peregrinaciones a los cerros sagrados y las danzas autóctonas.

El festejo más importante en esta cultura es El Chimal, levantado el día de San Miguel Arcángel, el 27 de septiembre. Esta celebración es la evidencia del sincretismo cultural cristiano y otomí-chichimeca. Es la fiesta más larga del municipio, ya que empieza en julio. La ofrenda mide 23 metros de altura, sobrepasando el campanario del templo. Tiene forma de árbol de la vida con diversos objetos y flores que lo decoran. Es digno de admirarse.

Capillas otomíes

En el municipio de Tolimán existen más de 250 capillas otomíes, también conocidas como capillas familiares o capillas oratorio. Son unas pequeñas edificaciones que expresan una amalgama cultural sin par: construidas en honor al primer familiar bautizado, estas capillas son una mezcla de la indomable cultura chichimeca y la persistente labor de los evangelizadores franciscanos.

Capilla Toliman

Dentro de las capillas se puede observar inscripciones que recuerdan nacimientos, matrimonios y decesos, pues estos oratorios son el centro principal de la vida de numerosas familias indígenas del semidesierto tolimense.

Actividades que puedes realizar:

Por sus paisajes montañosos, Tolimán cuenta con atractivos naturales que permiten el campismo, puedes recorrer la cabecera municipal admirando los monumentos y edificios coloniales como el Templo de San Pedro, el Reloj Público o la Fuente Castalia, piezas de gran valor histórico, pictórico y artístico. Sobresalen por su belleza las capillas, y otros centros religiosos importantes ubicados en El Pueblito, Chalma, San Pablo y Bomintzá.

Las Capillas oratorio familiares datan del siglo XVIII y XIX, las cuales se construían para honrar la memoria del iniciador de una descendencia, están conformadas por la capilla, el atrio y el calvario. En ellas se realizan rituales de las comunidades otomíes y chichimecas.

 

 

 

Te puede interesar

Bucear en Cabo Pulmo #LosCabos #TurismoAventura

El Parque Nacional Cabo Pulmo forma parte de la lista de Patrimonio Mundial de la …

A %d blogueros les gusta esto: